Conjuro eterno

Alma kamikaze
Pluma de hierro tinta de fuego
Cuerpo de infierno que vuela al fin del tiempo
Viento de hielo
Pies de barro sobre el cemento.

Anda y nada en el absorbente desierto absoluto de mis miedos
Deshoja este cuaderno hasta llevarlo al infinito sabor de su manto eterno
Dale la llave para que abra las puertas del cielo.

Recueste sus sueños sobre las nubes que tapizan este vasto firmamento
Y sea de mi todo su desvelo
Todo este transito de enseñanzas imperfectas
Toma un pequeño halo de inocencia hasta que nazca de nuevo
Desnuda sus labios y traza en sus cabellos
Este pequeño grito sublime y tiernamente bello
Para hacerme el mas hermoso recuerdo en sus días de desconcierto.