Solo flores y silenciosas estancias posan en estos días, no en las calles y plazas...
El mundo es hoy tan simple el reducto encomiable de ansías,
De sueños que como las odiadas mentiras nadie quiere ver ni sentir,
La compañía en una tarde es el ardid de falsas vendimias,
Cambios de disfraces misteriosos para llegar a la cima de una hipocresía,
Al estadio de mil días por venir.

Christian Jaimes
“Chrija”