Tu boca tan cercana y lejana al mismo tiempo,
extraña contradicción que incita a mis deseos carnales pretender robarte una pizca de tu cuerpo,
fundir horas de encuentros pasajeros,
en cualquier rincón de estas urbes,
te siento tan mía y ajena al menos tiempo,
con tan estruendosas ganas de inmolarme en la devastadora realidad de mil días por venir,
llegaré al mañana una y mil voces mas. 

Christian Jaimes
"Chrija"